Las gafas de la televisión de nuestra infancia

gafas televisión

Los más jóvenes quizá no los recuerden, pero muchas de estas estrellas de la televisión marcaron una generación, la de los 70 y 80. Todavía a algunos, de forma intermitente, los seguimos viendo en la pequeña pantalla, otros aprovecharon el fenómeno televisivo y continuaron su carrera en ascenso, y también ha habido quien dejó la televisión por decisión propia, o con peor suerte, fueron olvidados por el gran público.

Además de pertenecer a la generación de los cardados imposibles, de los que fuero a EGB, de los que escuchaban la música en Walkman o los que lucían con orgullo la camiseta del Mundial del 82, con la mascota de Naranjito. Todas estas estrellas de la pequeña pantalla serán recordadas por sus gafas.

Las azafatas del Un, dos, tres…

Siempre con una sonrisa y con gafas enormes con montura en color marrón y diseño redondeado, las azafatas del Un, dos, tres… eran el icono del programa, quitándole protagonismo a la calabaza Ruperta. Se encargaban de presentar a los concursantes, contaban los aciertos sumándolos con la calculadora, bailaban, cantaban…

Muchas eran caras desconocidas en ese momento, sin embargo, en la actualidad son personajes reconocidas por todos: Victoria Abril, Lydia Bosch, Silvia Marsó y otros nombres del panorama televisivo español.

El humorista Eugenio

Quizá nadie lo haya visto sin sus grandes gafas con cristales ahumados, pero este humorista catalán, de semblante adusto, conseguía lo que hoy en día es cada vez más complicado: reunir a toda la familia delante del televisor. Siempre vestido en colores oscuros, su peculiar humor y sus gafas lo diferenciaron del resto de humoristas. Con una vis cómica única y su memorable frase con la que empezaba a contar sus chistes, “Saben aquel que diu…”, nos hacía no parar de reírnos.

Emilio Aragón

Hijo del inigualable Miliki, se hizo un hueco en la pequeña pantalla a principio de los 90. Con unas gafas en monturas de metal y unos cristales extra grandes (característico diseño en aquella década), le aportaban un carácter inocente y desenfadado.

Lo vimos presentar programas como El gran Juego de la Oca, donde lucía esmoquin y zapatillas blancas o la mítica serie Médico de familia. En aquella serie, Emilio Aragón continuaba luciendo el mismo modelo de gafas que lo caracterizaba al comienzo de su carrera.

Constantino Romero

Presentador y doblador de cine, Constantino Romero tenía tres cosas que lo hacían único: su voz, su bigote y sus gafas. La evolución del diseño de sus gafas fue constante durante toda su extensa y reconocida carrera televisiva. Al comienzo de su carrera como presentador, en el programa El tiempo es oro en Televisión Española, lucía unas gafas con montura negra y grandes cristales, unidos a un diseño rectangular. Estas gafas le proporcionaban mayor carácter y personalidad.

En uno de los programas más recordados en nuestra televisión, La parodia nacional, continuaba con un diseño rectangular en sus monturas, algo más pequeñas y en metal. Uno de los últimos grandes éxitos de Constantino en televisión fue el concurso Alta tensión. En este programa, el presentador lucía unas gafas sin monturas y con cristales al aire.

José Mota, “Bartolo”

Es uno de los primeros personajes que creó José Mota. Su voz de pito y sus mal llamadas gafas de culo de vaso eran difícilmente olvidables. El humorista sabe muy bien sacar partido a la personalidad que aportan unas gafas, y por ello son uno de los elementos clave que utiliza para configurar un personaje, siempre con diseños peculiares.

Steve Urkel

Muy en consonancia con la estética de finales de los 80 y principios de los 90, este singular personaje llevaba sus inconfundibles gafas con montura de pasta en color marrón.

Una de las curiosidades acerca de sus gafas era que no llevaba cristales, ya que Steven Quincy, que es como se llama en realidad el actor que interpretaba al patoso Urkel, no las necesitaba. La serie norteamericana Cosas de Casa, traducción española de Family Matters, catapultó a este carismático y torpe personaje, que recordaremos no solo por su mítica frase cuando tropezaba con algo, “¿He sido yo…?”, sino también por sus reconocibles gafas.

Jordi Hurtado

En este repaso de las gafas que marcaron nuestra infancia la televisión, no podía faltar este incombustible presentador. En 1997 se emitía por primera vez el programa de Saber y ganar. Han pasado 20 años desde su primera emisión, y es que aunque físicamente Jordi Hurtado no haya cambiado prácticamente nada, si lo han hecho sus gafas.

Aunque en el diseño, se ha mantenido conservador a la hora de elegir gafas no ha sido así con los colores. Rojas, azules, verdes, son muchos los colores que ha utilizado este presentador en sus monturas durante todos estos programas. Con montura o sin ellas, no sé vosotros, pero nosotros lo seguimos viendo igual.

¿Te ha gustado esta recopilación? ¿Recuerdas a algún otro ídolo de tu infancia que pueda estar en esta lista? ¡Cuéntanos!

The following two tabs change content below.

Lucía Serrano

Experta en Salud Visual at Optimil Franquicias
En ópticas Optimil tenemos la responsabilidad de cuidar de la imagen de nuestros clientes pero también de algo más importante: tu salud visual.

Autor: Lucía Serrano

En ópticas Optimil tenemos la responsabilidad de cuidar de la imagen de nuestros clientes pero también de algo más importante: tu salud visual.